Utilizamos cookies de seguridad durante el proceso de compra. Puedes ver las condiciones aquí.

La cerveza hidrata igual que el agua después del ejercicio

viernes 23 de septiembre, 2011

La cerveza hidrata igual que el agua después del ejercicio

La cerveza hidrata igual que el agua después del ejercicio

Un estudio presentado por la Universidad de Granada (España) en el marco del "VI Simposio Europeo en Cerveza y Salud" realizado en Bruselas, asegura que el consumo moderado de cerveza, después de hacer ejercicio físico, es una fuente de hidratación y recuperación tan poderosa como la misma agua. 

Jueves, Septiembre 22, 2011       Print-A A +A

El estudio

El doctor Manuel Castillo, de la Universidad de Granada, expuso los resultados de un estudio llevado a cabo con un grupo de hombres jóvenes, y que consistió en medir la reacción del cuerpo a la ingesta de agua o cerveza tras realizar un esfuerzo físico intenso.

Artículos Relacionados:  Cerveza sin alcohol es beneficiosa para los bebés lactantes

"Realizamos el estudio para comprobar si la costumbre tan extendida de tomarse unas cervezas después del ejercicio era algo recomendable o no", explicó Castillo a los medios tras su intervención.

Las conclusiones

La conclusión fue que una cantidad moderada de cerveza -en concreto, dos "tercios" o botellines- "no representa ningún problema que perjudique la rehidratación que se produce tras el ejercicio".

En este sentido, la cerveza sería "exactamente igual que si tomáramos agua", por lo que recomendó el consumo de la bebida fermentada a todas aquellas personas que no tengan ninguna contraindicación.

Un consumo moderado puede beneficiar, un consumo en exceso revierte el efecto

"No se encontró ni un efecto específico ni uno negativo que se pudiera atribuir a la ingesta de cerveza en comparación con la ingesta sólo de agua", recalcó Castillo.

Asimismo, el doctor señaló que durante las conferencias se presentará otro estudio que descarta que exista "ninguna relación" entre el consumo de cerveza y la tendencia a desarrollar "barriga cervecera".

Más beneficios: Efecto antioxidante y antiinflamatorio

El doctor Ramón Estruch, del Hospital Clínico de Barcelona, explicó por su parte los resultados de varios estudios que demuestran que el consumo moderado de la cerveza "ayuda a la prevención de accidentes cardiovasculares, gracias a sus efectos antioxidantes y antiinflamatorios de las arterias".

El alcohol que contiene la cerveza tiene ciertos efectos positivos, que crecen sumados a sus componentes no alcohólicos, como los polifenoles.

Además, proporciona protección frente a factores de riesgo cardiovascular, como son la diabetes, mejora de la presión arterial y del perfil lipídico, es decir, baja el colesterol malo y aumenta el bueno, o los parámetros de inflamación que causan la arterioesclerosis.

En cualquier caso, Estruch subrayó la importancia de que la cerveza "se consuma dentro de un patrón de alimentación saludable, y en concreto de la dieta mediterránea".

Subir